Por: Manuel Moya Blanco

…”La Biblia condena fuertemente la mentira. Primero, Dios dice que el mismo no miente (Números 23). Si somos sus hijos pues debemos de amar la verdad sabiendo que esto honra a Dios. Segundo, Jesús dice que los mentirosos son hijos de Satanás, quien es el padre de las mentiras. En otras palabras, el que miente con propósito escoge asociarse con ese mundo. Ultimo, el nuevo testamento advierte que los mentirosos no tendrán parte en el reino de Dios. Siendo esto así”…

Si esto es así, cómo es posible que los sacerdotes cubanos Alberto Reyes Pia, Jorge Luis Pérez Soto, y otros,  desde sus púlpitos sermoneen estibas y sartas de mentiras, e inciten a la violencia, contrariando los mensajes de paz y amor del Papa Francisco – las cuales están publicados en las redes sociales y no vale la pena detallar en este artículo- y sean reconocidas esas homilías en un debate on line por terroristas como Teófilo Babúm, defendiendo de esta manera los intereses que quiere imponer a Cuba un gobierno compuesto por ricos, magnates y oligarcas como EE.UU., lo cual se contrapone a preceptos bíblicos:

…”Si quieres ser perfecto, anda, vende lo que tienes y dáselo a los pobres, y tendrás tesoro en el cielo. Luego ven y sígueme Mateo 19:21”…

Teófilo Babúm, conocido por Teo, de familia burguesa, que antes del triunfo de la Revolución contaba con varios negocios y se radicaron en Miami en 1959, es un cubano refugiado en Estados Unidos, fundador por instrucciones de la CIA de la organización subversiva con fachada religiosa de corte protestante, ECHO Cuba (Evangelical Christian Humanitarian Outreach for Cuba), la que es financiada por la NED, National Endownment for Democracy.

Integró la organización terrorista Coordinadora de Organizaciones Revolucionarias Unidas (CORU) la cual ejecutó actos de terrorismo contra Cuba. La embarcación «Acuario» propiedad de su familia, fue utilizada en el ataque terrorista al poblado costero de Boca de Samá  en la provincia de Holguín, realizado por la organización contrarrevolucionaria “Alpha 66” que dejó víctimas mortales y heridas, entre ellos niños.

Este, recientemente dirigió la conferencia webinar on line (la cual casi nadie vió) con el título: “La religión en la primera línea. Tiempo crítico para la Iglesia en Cuba”,  a través del canal de youtube de “Outreach Aid to the Americas”, otra de las organizaciones que preside, donde preponderaron las intervenciones de los sacerdotes Reyes Pia, y Pérez Soto sobre libertades desde la perspectiva de los intereses subversivos hacia Cuba del gobierno norteamericano. No por gusto en el perfil de Facebook de Jade Núñez Rodríguez al referirse a ese evento en una publicación la titula:

…“Un debate religioso, pero servilista»

Voy a parafrasear a Jorge Luis: «la división es diabólica, el que divide se llama diablo», imagino que se refiera a los sacerdotes que dividen desde la Iglesia. Y ratifica más adelante: «me preocupa muchísimo la división», como para reír en serio.

Entonces está Alberto, el de Camagüey y dice, refiriéndose a nuestro pueblo, «Cuando un pueblo le da la espalda a Dios, no puede caminar, (…) en una futura Cuba democrática las personas tienen que aprender a vivir de Dios”. Claro habla así pues es ya de Miami.

Voy a dejarlo a debate, ¿todos esos problemas que tiene Cuba, entonces se solucionan con la intervención humanitaria, o mejor dicho en buen cubano, con el gobierno norte americano disponiendo de nuestro país, de nuestras riquezas, de nuestra sociedad?

Caballeros, estos sacerdotes están apretando, y a la cara de todo el mundo, vendré con cositas nuevas en pocos días, ya supe que Rubén de la Trinidad está por la misma línea de la libertad, bueno del sueño americano, otro más radicado en la Florida.

Lo escucho, vuelvo a escuchar y no acabo de entender la lógica de este debate, el webinar dirigido por Teo Babum, terrorista denunciado por nuestro pueblo por participación en acciones contra Cuba, invita a los sacerdotes Jorge Luis Pérez Soto y Alberto Reyes Pías, para intercambiar sobre libertades, espiritualidad y algo más.

Hasta más ver”…

En la foto, junto a Teo Babún, los miembros de la Alianza de Iglesias Evangélicas de CubaMoisés de Prada Esquivel, actual Presidente de Las Asambleas de Dios.
Eliseo Eillar Acosta, ex Presidente de Las Asambleas de Dios.
Oscar Carpio Licea, administrador general de la Iglesia Metodista en Cuba, 
Carlos Sebastián Hernández de Armas, ideológo de la Convención Bautista Occidental. Alida León Báez, Presidenta de la Liga Evangélica de Cuba.
Dariel Llanes Quintana, Presidente de la Convención Bautista de Cuba Occidental.

Pero, nada de esto es algo nuevo, Babum intenta darle continuidad a los planes que le encomendaron en relación al llamado Plan Bush, del 2004, en el cual se enmarcan las acciones de las iglesias para lograr una “Cuba libre”, motivo por el cual ha estado trabajando con iglesias protestantes cubanas a través de la ilegal “Alianza de Iglesias Evangélicas de Cuba» (AIEC).

Ahora el empeño se centra en el catolicismo, por lo que es evidente que estos intercambios, los viajes y estancias en EE.UU de los párrocos mencionados responden a tales motivos.

Es que Dios los cría y el diablo los junta.